El génesis de una canción (Octava parte)

El génesis de una canción (Octava parte)


pablo.jpgLa invitación de Pablo a la composición.

Hace unos días estaba meditando sobre el proceso de composición del que hemos venido hablando durante las últimas semanas y recordé un pasaje del Nuevo Testamento que bien puede confirmarnos que el camino de la ´exteriorización melódica´ es legítimo. Cuando leí el pasaje que a continuación estudiaremos me sorprendí por lo musical que es y por la íntima relación que tiene con el proceso de creación de canciones. Por favor lea con detenimiento lo que el apóstol Pablo escribió:

No os embriaguéis con vino,
en lo cual hay disolución;
antes bien sed llenos del Espíritu,
hablando entre vosotros con salmos,
con himnos y con cánticos espirituales,
cantando y alabando al Señor
en vuestros corazones;
dando siempre gracias a Dios
por todo al Dios y Padre,
en el nombre de nuestro Señor Jesucristo.
Efesios 5:18-19.

Si se fija bien, este pasaje es un pasaje musical. Habla de “salmos, himnos y cánticos”, además de “cantar y alabar en nuestros corazones”. Es un pasaje sobre composición. Lo que el apóstol Pablo está haciendo aquí es animándonos a componer melodías nuevas a partir de la llenura del Espíritu. Por lo tanto, permítame extraer algunos principios que el apóstol presenta y que bien pueden contribuir a nuestra vida como compositores.

Pablo dice que seamos llenos

No de vino, sino del Espíritu. Como todos sabemos ser llenos del Espíritu tiene que ver más con ser investidos del poder (Hechos 1:8) y del carácter del Espíritu (Gálatas 5:22-23) que con sentir escalofríos. Con ser inundados de su fruto, “amor, gozo, paz, paciencia”, etc, que con experimentar alguna sensación; sin embargo, aunque ser llenos del Espíritu sobrepasa la dimensión emocional, sí se manifiesta en nuestras emociones. Es decir, nos hace sentir algo; sino en el preciso instante en que el Espíritu nos inunda, en algún punto de nuestro caminar con él. Es decir, todo aquel que es lleno de poder sentirá ese poder, si es lleno de amor, sentirá amor y si de gozo, gozo. Repito: sino al inicio, en algún momento después. Pero de que sentirá algo, sentirá algo.

En este sentido, cuando el apóstol Pablo dice que seamos llenos del Espíritu es porque está invitándonos a ser inundados de los pensamientos y sentimientos del Espíritu. De su poder y de su carácter. Los cuales, a su debido tiempo, podrán convertirse en la base de nuestra composición. Fíjese, primero nos invita a ser llenos y luego a expresarnos por medio de “salmos, himnos, cánticos espirituales” así como a “cantar en nuestros corazones”. ¿Por qué? Porque todo lo que está dentro suyo, pensamientos y sentimientos, tiene potencial melódico. Y si estos provienen del Espíritu que lo ha llenado, entonces usted puede partir de dicha llenura para crear melodías para el Señor.

Pablo dice que cantemos en nuestros corazones

Luego de que el apóstol nos invita a ser llenos de los pensamientos y sentimientos del Espíritu, dice que ´melodiémos´. Por eso escribió: “cantando y alabando al Señor en vuestros corazones”. La palabra que en Efesios 5:19 se usa para ´cantando´ es la palabra griega: ´Psalló´, que significa: “crear melodías”. ¡Interesante! ¿No cree? Pues esto es lo que hemos venido hablando durante la serie “El génesis de una canción”, que las melodías se crean en nuestro corazón y luego se sacan a la luz por medio de un ejercicio de exteriorización, que incluye: melodiar, tararear o cantar.

Cuando usted experimente la llenura del Espíritu una de las primeras cosas que sentirá serán deseos de adorar a Dios profundamente. De ´melodiar´ en su corazón sin importar el lugar donde se encuentre. Ya sea que esté orando en su habitación o caminando por la calle, un canto nuevo brotará de forma natural de sus labios. Este desbordar de su espíritu por adorar espontáneamente es evidencia de que la ´exteriorización melódica´ puede ser impulsada por el Espíritu Santo. Por lo tanto, asegúrese de experimentar su continua llenura y tendrá la certeza de que en su interior nunca faltarán melodías con potencial de convertirse en canción.

Pablo dice que estructuremos nuestras melodías

El apóstol no sólo nos invita a que seamos llenos del Espíritu y a que ´melodiémos´ en nuestro corazón; sino también a que nos expresemos (´hablemos´) con “salmos, himnos y cánticos espirituales”. ¿Por qué? Porque como dije antes, cuando se es lleno del Espíritu uno rebalsa en deseos por alabar y adorar.

Si se fija bien, la forma a la que un cristiano lleno del Espíritu recurre para entrar en esa dimensión de adoración es por medio de los ´salmos´ e ´himnos´ que conoce. Pero cuando los salmos e himnos son insuficientes para expresarse, tiene que recurrir a los ´cánticos espirituales´. ¿Qué son los cánticos espirituales? Melodías inéditas que nadan en nuestro espíritu y que externamos con nuestros labios como cánticos espontáneos, sin forma ni estructura. ´Cánticos nuevos´ le llaman algunos. Por eso, cuando usted esté adorando al Señor y externe las melodías que hay en su espíritu, verá que en algún momento de su adoración surgirán este tipo de cánticos espirituales.

Los cánticos espirituales son como ´plastilina´ en nuestras manos. ¿Alguna vez jugó a hacer figuritas con esa masilla de colores mientras cursó el Kindergarten? Imagino que sí, todos lo hemos hecho. En este sentido, cuando surgen en nosotros cánticos espontáneos podemos darles forma y estructura tal cual lo hicimos de niños con la plastilina. Si prestamos atención a esas melodías y nos esmeramos podemos transformarlas en salmos, himnos o canciones según lo deseemos. ¿Por qué? Porque por lo general, un salmo, himno o canción primero fue un cántico espiritual antes de que alguien lleno del Espíritu lo estructurara.

Pablo dice que mostremos nuestras canciones a otros

Cuando Pablo nos insta a que “hablemos entre nosotros con salmos, himnos y cánticos” bien puede estarnos animando a que mostremos nuestras canciones a otros. Sí, los cristianos de aquel entonces, al igual que los de hoy, tenían la costumbre de practicar la ´adoración personal´. La cual consiste en dedicar un tiempo específico del día para orar y adorar al Señor en privado. Una de las maneras en que una persona puede permanecer siendo llena del Espíritu constantemente es practicando este tipo de devoción diaria. Cuando alguien se compromete a hacerlo experimenta una relación con Dios más dinámica y más profunda. Además de que es en esos períodos de comunión que los cánticos espirituales aparecen. Por eso, cuando los creyentes del primer siglo se reunían, alguno le decía a su hermano: “¡Oye! ¿Sabes qué me sucedió ayer que tuve mi devocional personal?” “No…” contestaba el otro. “¡Escribí una canción para el Señor! ¿Quieres que te la muestre?” “¡Por supuesto!” contestaba con interés.

Este tipo de conversaciones sucedían entre los cristianos de aquella época. Por eso Pablo los invitaba a “hablar entre ellos” este tipo de cosas. Por lo tanto, cuando usted haya creado una canción producto de su relación con el Espíritu Santo compártasela a alguien. Seguramente su cántico ministrará de forma especial a esa persona. Ahora bien, cuando lo haga vaya más allá de sólo querer ministrarle, trate de pedir su opinión. Seguramente lo que le diga le servirá para mejorar su canción. No tenga miedo de lo que otros digan sobre lo que ha hecho. Usualmente cuando alguien comienza a componer se muestra renuente a enseñar a otros sus canciones. Sentir eso es normal. Pero debe vencer sus temores si es que espera convertirse en un buen compositor. En cuanto al arte de escribir recibir la ´crítica constructiva´ es imprescindible. Recuerde que mucho de lo que usted comienza a escribir y de lo que seguirá escribiendo está en ´bruto´. Aún no está pulido. Y la opinión de otros le puede ayudar a hacerlo.

Pablo dice que repitamos ´siempre´ este proceso

El apóstol dice que ´cantemos [´Psalló´, melodiar] y alabemos al Señor en nuestros corazones… siempre…” Es decir, nos invita a que repitamos este proceso continuamente. La forma en que podemos perfeccionarnos en la composición es practicando la llenura, la melodización y la estructuración cada vez que podamos. No estoy diciendo que debemos buscar al Espíritu Santo con el fin de escribir canciones. No, estoy diciendo que ya que estamos siendo llenos de él aprovechemos dicha llenura a favor del proceso de composición.

¿Ha oído el dicho que dice: “la práctica hace al maestro”? Bueno, es verdad. Si usted practica continuamente ejercicios de exteriorización melódica a partir de lo que el Espíritu Santo está haciendo en su vida, poco a poco se irá convirtiendo en un mejor compositor. Al punto que adquirirá un discernimiento tal que podrá identificar melodías con potencial. Y no sólo eso, luego de discernir ese potencial podrá avanzar al nivel de convertir sus melodías en canciones. ¡En buenas canciones! Pero para lograrlo tiene que practicar, practicar y practicar. Traduzca los pensamientos y sentimientos que el Espíritu pone en usted y conviértalos en canciones, y progresivamente se irá convirtiendo en un compositor prolífico.

Pablo dice que compongamos con seguridad

El apóstol termina diciendo: “cantando y alabando al Señor… dando siempre gracias a Dios por todo… en el nombre de nuestro Señor Jesucristo”. Como dijimos al principio: estos versículos son versículos musicales. Por eso, cuando Pablo escribe que “cantemos, alabemos y demos gracias” y luego dice que lo hagamos “en el nombre del Señor Jesucristo” nos está diciendo que lo hagamos con autoridad. Que no titubeemos al componer.

Mire, si usted experimenta chispazos repentinos en su interior y siente que de su espíritu brotan melodías ingeniosas, seguramente Dios lo está llamando a que le escriba una canción. ¡Y muy probablemente a que se convierta en compositor! Por lo tanto, practique la llenura, la melodización y la estructuración sin temor.

Probablemente cuando comience a incursionar en la composición se sentirá un poco raro. Sí, lo que pasa es que componer puede ser una actividad rara. Imagínelo: Alguien está caminando por la calle y va adorando al Señor. ¡De repente! Una melodía inédita lo toma por sorpresa. ¿Qué hace él? Se aparta del camino, busca grabar en su celular la melodía y le pide papel y lápiz a alguien que va pasando para tener donde escribir y así no olvidarse de la letra. Piénselo: Quien hace eso es una persona rara.

O imagine lo siguiente: Alguien está comiendo en un restaurante con su familia. Mientras conversa una melodía lo toma desprevenido. “¡Oh-oh!” dice él, “¡hay voy otra vez!” Se disculpa, se levanta de la mesa y se dirige a un lugar solitario (¡al baño!) para ir a grabar la nueva melodía. Repito: Quienes hacen eso son personas raras. ¿Por qué? Porque la composición puede ser una actividad extraña. Por eso, cuando lo sorprendan melodías espirituales deje la incomodidad de lado y siga adelante. Ármese de valor y exteriorice sus melodías. Luego, estructúrelas y conviértalas en canciones. Vamos, ¡hágalo en el nombre de Jesús! Que si lo hace, le aseguro que más pronto que tarde se encontrará escribiendo canciones que contribuirán a que otros también sean llenos del mismo Espíritu que lo ha llenado a usted.

Antes de terminar, recuerde lo que el apóstol Pablo escribió:

No se embriaguen del mundo,
mejor llénense de los pensamientos
y sentimientos del Espíritu.
Canten las melodías
que él deposita dentro de ustedes
y sáquenlas a la luz a través de sus labios
para mostrárselas a otros.
Compongan salmos, himnos y cánticos.
Desarrollen la habilidad de exteriorizar
lo que piensan y sienten y practiquen siempre
en el nombre del Señor Jesucristo”.
Efesio 5:18-19 (Paráfrasis mía).

Continúa…

PREGUNTAS PARA LOS LECTORES DEL BLOG: ¿Qué opina sobre la perspectiva desde la cual se estudió el pasaje de Efesios 5:18-19? ¿Qué otras aplicaciones prácticas podría mencionar usted?

17 Comentarios

  1. ¡Hola Noel!

    Sigo dando gracias a Dios por permitirme conocer este blog.

    Había pasado una y otra vez por ese pasaje y no lo había visto asi… profundo, eh. Toda una invitación a la composición este pasaje de la Biblia… ¿Habrá estado emocionado el Espíritu Santo al inspirar a Pablo o a David a que hablaran acerca de la composicion? Yo creo que si, ya me lo imagino diciendo: “Díles que me canten, diles que me escriban canciones, diles que exterioricen lo que sienten por mi.” Puedo imaginarlo haciendo eso (espero que me no se ofenda si no fue asi, pero no puedo imaginarlo actuando de otra manera).

    Por cierto, eso de “raro”, me hizo pensar que a veces hay quienes tienen que salir corriendo de la predicación porque hay una idea con potencial retumbandole en la cabeza… 🙂 eso tambien es raro, porque de verle salir de repente pueden pensar que le cayó mal la comida… jeje. Definitivamente son cosas como esas las que hacen de componer toda una aventura… la historia de mi vida.

    Noel, disculpame por ser tan repetitivo, no es que no pueda expresarlo de otra manera, sí puedo, pero suena mejor así: ¡EXCELENTE ARTICULO!

    Saludos a los demás lectores, nutrámos el compositor que llevamos dentro por medio de este blog.

    Uziel Cerda
    Coahuila, México.

  2. UZIEL: Yo también doy gracias a Dios por haberte permitido conocer este blog. Un artículo sin tu comentario ya no es lo mismo mano. ¡Siempre lo espero! Jeje. Me gustan tus aportaciones. Oye: Para nada eres repetitivo. Gracias de veras por comentar y expresarte de esa manera. ¡Todos tus comentarios siempre son bienvenidos!

    Y por último: Que si el Espíritu Santo usó a David y a Pablo para que nos dijeran: “¡Hey! ¡Escriban canciones!”, yo opino lo mismo, jeje. ¡Sí, amén!

    Gracias de nuevo mi cuate mejicano, qué bendición estar en contacto contigo y recibir tus aportaciones.

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  3. Roberto Hernandez

    Hola amigos!
    El devocional es el momento mas importante del dia, es donde recibimos para ministrar a otros, y donde somos contemplados por el Padre celestial, es donde callamos para escucharle, es una cita con nuestro primer amor, es donde no solo nosotros cantamos sino tambien el nos canta rodeandonos con musica de su corazon.
    En esos momentos de intimidad es donde mas canciones han surgido, es un momento donde la musica se transforma en adoracion y cada cancion en un mensaje directo al corazon.
    Pienso que para todo compositor cristiano es requisito que diariamente aparte un momento a solas para escuchar lo que Dios quiere decirnos, por ello, siempre tengamos papel y lapiz a la mano para poder almacenar esos regalos que Dios nos da.
    Bendiciones a todos!

  4. ROBERTO: Viosa reflexión sobre la importancia del “devocional personal”. Me gustó mucho cuando dices: “Esos momentos de intimidad es donde más canciones han surgido”. Simplemente… ¡Poderoso!

    Gracias Roberto por comentar…

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  5. bien, esta muy bien, es versiculo, creo que es un punto mas de referencia para empezar a componer, ya que es un mandamiento, en cierta manera, muy interesante, ahora a ponerlo en practica jajaja

  6. GERARDO: Gracias por seguir comentando mi bro, tienes razón, el texto es un mandamiento. Dice: “Sed llenos”, no dice: “si quieren sean llenos, si tienes ganas sean llenos o si tienen tiempo para llenarse, llénense. No, dice que seamos llenos. Es entonces que practicando la llenura continua del Espíritu que podremos cumplir el mandamiento: “Cantad a Jehová un cántico nuevo” con más eficiencia.

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  7. Juan Antonio Gomez

    Buen dia Noel y Bendiciones de nuestro Señor Jesucristo.
    Hoy tuve la bendicion de estar en el taller de composicion en el instituto Cancion de Guatemala, y dejeme comentarle que me despejo muchas dudas acerca de componer.
    siempre pense como debia empezar cuando se recibe ese flashaso de una composicion y ahora lo se, le comento que ya consegui mi grabadora personal y empiezo a hechar manos a la obra desde ya.
    Quiero comentarle que tengo unas letras que quisiera me las revizara, claro si su tiempo lo permite, se las envio en breve, ME LLENO MUCHO LO QUE DIJO HOY, EN EL INSTITUTO CANCION ;UNA COMPOCISION HACE EFECTO AUN SIN LA PRESENCIA FISICA DEL QUE LA CREO.
    Y AHORA YA ME POSICIONE EN EL PRINCIPIO DE LA AUTOPISTA.

    BENDICIONES

    JUAN ANTONIO GOMEZ AYALA
    CIUDAD DE ESCUINTLA, GUATEMALA.

  8. JUAN ANTONIO: Gracias por tus palabras, a mi también me llenó compartir con uds. en el Instituto Canzion de Guatemala. En cuanto a enviarme las letras, mándamelas. Yo las leo y te las comento. Además, te felicito por poner en práctica tan pronto lo que aprendiste y comprarte una grabadora portátil. ¡Excelente! Ahora, a almacenar tus canciones y cuando hayas desarrollado algunas ideas, envíamelas, con gusto también te las comento. Puedes hacerlo a: [email protected]

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  9. BUENISIMO Lo importante que pablo da como la pauta para poder desarrollar la exteriorisacion melodica para espresar lo que sentimos en el espiritu dentro de nuestra vida y darlo a conocer a otros y compartirlo y no quedarnoscallados con lo que tenemos y poder recibir comentarios o criticas constructivas .
    bendiciones cada dia aprendemos algo nuevo y bueno sigan adelante con esta pagina

  10. PEDRO: Me gustó la palabra que usaste: “Pautas”. Sí, tienes razón, el texto de Efesios son pautas y lineamientos que nos han sido entregados en la Palabra para mejorar nuestra forma de componer.

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  11. Que el Señor te siga bendiciendo, para que sigas siendo de bendición para muchos, por lo menos a mi lo eres, leo tus articulos y es como si todo lo que tu escribes yo lo estuviera viendo, eso significa que no estaba muy lejos del camino a seguir, ya que para la gloria Dios he tenido la gracia de ir sola al taller del maestro,donde Él es el que me a guiado en todo este tiempo que tengo componiendo, ya que aqui en Suiza apenas hace talvez unos 2-3 años que se a despertado ese sentir y esa hambre por la presencia de Dios, y como pueblo latino de habla hispana no han sido muchas las oportunidad de asistir a talleres de alabanzas y adoración. Pero estos 2 ultimos años hemos si que podido recibir algunos talleres gracias a los eventos que realizamos en la iglesia invitando salmistas de diferêntes partes como : Dani Belrios,Julissa,Doris Machin, etc…y ahora en septiembre tendremos a Juan Carlos Alvarado por 3 dias es realmente una gran bendición para nosotros!
    gracias por tus articulos me gustan mucho y sobre todo me afirman en lo que estoy viviendo.
    bendiciones
    R3. Suiza

  12. ROMMY: Gracias de nuevo por comentar, qué honor que me haces de hacerlo desde tan lejos. Como tú dices el Señor te ha llevado a su Taller personalmente. ¡Igual me ha pasado a mí! Y por medio de este blog deseo compartir lo que he aprendido en dicho Taller. Bien dices que tú y yo coincidimos, eh. ¿No será que se debe a que tuvimos el mismo Instructor divino? Jeje.

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  13. Saludos nuevamente Sr. Noel,
    He leido la serie completa de “Genesis de una canción”, y mi impresión es que usted ama tanto el enseñar como el componer.
    De verdad es gratificante saber que existe gente como usted: tan inspirada para componer como para enseñar. De momento me ha parecido esto una serie de predicaciones acerca de la composición. Ja Ja. Si, asi es.
    Me parece que habla usted con la propiedad de un dominador del arte, o por lo menos, alguien para el que no es “solo un decir”, que ha hecho de la composición parte de su estilo de vida. Encuentro muy muy esencial el que haya mencionado que el ejercicio de la composición no tiene que estar sujeto a un impulso emocional, que es una tarea en la que no siempre será inmediata la habilidad de plasmar esos “sentimientos” y/o “pensamientos” en música terminada, que quizá una de las cosas mas criticas durante el proceso es precisamente tener la determinación de terminar lo que se empezó, este presente o no la así llamada “musa”, y que probablemente sea esto ultimo lo que al fin le da a la composición forma y propósito. Todo esto es parte de lo que caracteriza a una disciplina, no ?.
    Creo que sobran mas halagos. Supongo que el mayor halago para usted es que alguien le enseñe alguna composición propia, movido por lo que usted haya compartido en este blog o a nivel personal.
    He quedado particularmente impresionado por el amor con el que usted comparte el ejercicio de su arte, y el don que tiene para transmitir esa pasión a sus lectores.
    Algunos puntos que usted tocó, particularmente las alusiones a experiencias de famosos, tales como McCartney, Steve Green, etc, me hicieron pensar en terceros puntos para iniciar otros debates o propuestas para temas afines, es decir, entre lineas se leen muchos otros puntos que justifican otras apreciaciones y bueno, quizá haga espacio el siempre obligado y sano enriquecimiento que se suscita de conversar con los entusiastas que comparten la pasion por estos temas, pero con un enfoque que posiblemente sea mas especializado y crítico. Si a usted no le molesta, se los propondré en otra ocasión, tan solo para conversar y aprender, desde luego.
    Mi experiencia en composición es limitada, y tiene una orientación diferente, pero comparte al pie de la letra los puntos que usted mencionaba en las primeras partes de la serie. Yo no escribo canciones de la forma en que usted las presenta aqui: letra, acompañamiento musical, etc.
    La musica que he escrito (que no es mucha tampoco) es siempre instrumental, procura imitar estos estilos conocidos popularmente como “clásicos”, aludiendo a autores como Mozart, Beethoven, Chopin, etc y es muy personal. No concibo que tengan valor comercial, y no las pienso necesariamente para compartirlas. Puede sonar un poco extraño, pero si, hago musica para mi mismo. Creo que estoy en el proceso de desarrollar mi propio “lenguaje musical”, por asi decirlo.
    A donde voy con eso, no lo sé aun con certeza, pero me es muy prometedor. Lo que mas me atreveria, por lo menos en estos años, es dedicar a una pieza a alguna chica que me enamore, pero poco mas que eso.
    En otras epocas pasadas, participe como tecladista en un grupo de alabanza en una congregación a la que solia asistir. Colaboré con arreglos de canticos conocidos, himnos y cantos de autores cristianos populares para la celebración de nuestros servicios, pero no hice mucho mas que eso.
    No me deleito con todo lo que llaman “musica cristiana”, ni sostengo que a todo lo que asi llaman, tiene forzosamente un valor “espiritual”. Me gustan agrupaciones como: “Peregrinos y Extranjeros”, algunas canciones de Steve Green, Marcos Vidal, Jaime Murrell y otros pocos, pero suelo ser muy muy selectivo con lo que escucho en el ambito cristiano. Es un asunto de gustos. Es todo.
    Mis expectativas cuando vi este blog por primera vez, eran diferentes. Sin embargo, no me ha decepcionado en lo mas minimo, y me parece honestamente, que es sendo aporte a la cultura musical cristiana latinoamericana.
    Considerando toda la audiencia que usted ha alcanzado, la forma madura a la vez que sencilla y responsable de exponer los temas, han sido los elementos que me han parecido mas valiosos en su blog.
    Lo felicito por su lenguaje, responsabilidad, experiencia, gusto artistico y, de nuevo, por su motivación altruista y tan bien concebida.

    Dios le seguirá usando con lo que le ha provisto.
    Raúl Campomás.

  14. RAÚL: Gracias, muchas gracias por los elogios, nunca me habían elogiado tan elegantemente, jeje. De verdad que estoy sorprendido y muy contento con sus palabras, que aunque como usted dice no compone muy amenudo y además, compone piezas musicales más que canciones cantadas, pues la verdad es que proviniendo estas alabanzas de usted me hace sentir muy motivado a seguir adelante.

    Como usted dice entre líneas, este blog no habla sobre composicion musical en sí, sino sobre composición de canciones populares con contenido bíblico. Mi visión con el blog es brindar una bases bíblico filosófica del arte de escribir canciones así como herramientas prácticas para aquellos que deseen escribir o perfeccionar lo que ya tienen.

    Como bien ha dicernido usted: mi blog parte del altruismo, de mi deseo de compartir con otros lo que creo que el Señor ha puesto en mi corazón a través de la Palabra y las experiencias. El blog no cuenta con anuncios publicitarios, no cobro mis talleres y mucho menos las asesoría que me piden vía internet acerca de las canciones que me envían. Mi deseo es animar a la iglesia local a que cante lo que ella misma está componiendo y si no está componiendo, que se anime a hacerlo, ya que, una vez más, como usted dice: no toda la música cristiana en la actualidad es buena. Seamos francos, eso es cierto. ¡Estoy de acuerdo con ello! Tenemos mucho camino por recorrer y mi pasión es activar los dones de composición que están ocultos en el corazón de las personas y que Dios está esperando que desarrollemos para su gloria y honra.

    Aunque no soy un cantante ni músico profesional y mucho menos un compositor profesional, mi “amateurísmo” (me acabo de invetar esa palabra, jeje) me impulsa a animar a los creyentes a que compongamos nuestra propia música inédita con huella dactilar nuestra. Claro, cantemos lo que otros ministerios nos comparten a través de la radio y los discos, pero tambien cantemos lo que nosotros mismos estamos componiendo. Esa es la razón de este blog y confío en Dios que se irá cumpliendo poco a poco.

    Le invito a revisar otras series que he publicado, que bien pueden bendecir su vida: “El valor de una canción”, “¿Qué es un salmista?” y “Atmósferas de composición”. Muy probablemente le gusten tanto como la que me comenta acaba de leer. Todas estas series están en la sección: Temas publicados, al lado derecho del blog.

    Una vez más muchas gracias, sus palabras y su juicio sobre mi trabajo me ha motivado mucho, es el elogio más elegante, ¡y penetrante! que alguna vez haya recibido. Estoy muy agradecido por ello. Igual estoy abierto a recibir críticas y observaciones si llevan como fin mejorarme como persona y perfeccionar la tarea diaria de este blog.

    Dios le siga bendiciendo…

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  15. “…Mi deseo es animar a la iglesia local a que cante lo que ella misma está componiendo y si no está componiendo, que se anime a hacerlo, ya que, una vez más, como usted dice: no toda la música cristiana en la actualidad es buena. Seamos francos, eso es cierto. ¡Estoy de acuerdo con ello! Tenemos mucho camino por recorrer y mi pasión es activar los dones de composición que están ocultos en el corazón de las personas y que Dios está esperando que desarrollemos para su gloria y honra…”.

    Que mas decir ?
    Aplaudo su visión. Desde hace tiempo que a los cristianos latinoamericanos nos hacia falta una visión así.
    Bueno, no se sienta tan motivado por mis palabras. Como le dije, sus propios logros y la forma en que ha tocado a otras personas con lo que hace (su musica, sus talleres, su blog), y lo que estas hagan con lo que usted les ha compartido, son mucho mas elocuentes y contundentes, que el mejor elogio concebible.

    Dios le bendice.
    Raúl Campomás.

  16. RAÚL: Igual muchas gracias por sus palabras de ánimo, me motivan mucho, cualquier cosa esto para servirle, seguimos en contacto entonces…

    Noel Navas
    La Aventura de Componer
    El Salvador.

  17. 🙂 GENIAL. DIOS LO BENDIGA
    REPUBLICA DOMINICANA

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te podría interesar

La crisis actual de la música cristiana (Octava parte)

Ocho áreas en crisis del ministerio musical. Ya