Una buena letra (Séptima parte)

Una buena letra (Séptima parte)

- en Una buena letra
621
0


¿Qué características tiene una buena letra?

Después de analizar seis de las siete características que en mi opinión deben considerarse antes de calificar una canción como buena, llegamos a la última cualidad: un buen título. Si una canción está perfectamente escrita y no se escoge un buen nombre, lo lamento, pero a ese pastel le faltó la cereza. En esta entrada explico por qué.

7. Una buena letra tiene un buen título.

Puse por último este punto debido a que el título de una canción, aunque puede escogerse desde un inicio, es mejor definirlo cuando se ha escrito toda la letra. ¿Por qué? Porque ya se tiene el panorama completo del mensaje y de lo que trata la canción.

Algunos podrían objetar de que el título no debería ser incluido como característica de una buena letra, pero yo disiento de esa forma de pensar ya que si usted tuviera en este momento una letra enfrente y no viera el nombre de la cancón, preguntara: “¿dónde está el título?” ¿Cómo se llama la canción?” ¿Verdad? Por lo tanto, una letra sin título no es una buena letra.

Tan importante es el nombre de una canción que si usted le pusiera un mal título, la gente dirá: “¡Qué letra más bella! ¡Lástima el nombre que le pusieron!” ¿Lo ve? El título repercute en la percepción general de la letra.

Como regla general se puede decir que si su letra es buena, el título también lo será. Principalmente cuando este se deriva de alguna palabra o frase de los versos de la canción. La pregunta del millón es: ¿cómo se le pone el nombre apropiado a una canción? A continuación algunas formas:

a. Escoja el nombre de la parte que más se repite en la letra.

Una forma sencilla de escoger el título de una canción es viendo qué palabra o frase es la que más se repite dentro de la letra pero que a la vez envuelva lo que usted quiere decir con su canción. Por ejemplo, la canción “Al que es digno” que interpreta Marcos Witt y “Abre los cielos” de Jesús Adrián Romero, ejemplifican muy bien este punto. Lea las letras y verá que el título se deriva de la frase que más se repite y que a su vez abarca el mensaje central de la letra.

Al que es digno

Al que es digno de recibir la gloria,
al que es digno de recibir el honor.

Al que es digno de recibir la gloria,
al que es digno de recibir el honor

Coro:
/Levantemos nuestras manos y adoremosa Jesús, Cordero de gloria.
Exaltemos su incomparable majestad
al que vive por siempre.
al gran Yo Soy, a Jesús/

Abre los cielos

Coro:
/Abre los cielos sobre nosotros
Abre los cielos, Señor, has llover
Somos tu pueblo , somos tu viña
Abre los cielos, Señor, has llover/

Los árboles del campo se han secado
El vino y el aceite se acabó
Tu viña esta desierta y sin vallado
En nuestro asolamiento hay un clamor

Vuélvenos a ti y nos volveremos
Ven a darnos vida una vez más
Vuélvenos de nuestro cautiverio
Has tu remanente regresar

b. Escoja el nombre tomándolo del verso con que inicia la estrofa.

Otra forma sencilla de escoger el nombre de una canción es tomándola del primer verso de la primera estrofa. De nuevo: si lo toma de allí recuerde que dicha palabra o frase debe envolver el mensaje que quiere transmitir con su canción. Es decir, si no hay una palabra o frase que se repita dentro de la letra, tome el título del verso inicial de la estrofa pero que a su vez refleje el sentir que general de la letra. La canción “Cada mañana al despertar” de Jesús Adrián Romeo y “Con humildad” de Coalo Zamorano son ejemplos de títulos tomados de la primera línea de la canción y que a su vez reflejan el mensaje central de la canción:

Cada mañana al despertar

Cada mañana al despertar
y por la noche al descansar
agradezco tus bondades a mi vida
por todo lo que me permites disfrutar

Coro:
/Aleluya, aleluya, aleluya
agradecido estoy por tu bondad/

Con humildad

Con humildad y sencillez
a ti Señor me acercaré
Es por tu amor que soy feliz
para decir con todo mi corazón

Coro:
/Te amo a ti, no hay más que decir
mi vida es la prueba de mi amor por ti/

c. Escoja el nombre tomándolo del primer verso del coro

Así como en el literal anterior una forma sencilla de escoger el título de una canción es tomándola del verso inicial de la primera estrofa, también se puede tomar del verso inicial del coro de la canción siempre y cuando refleje el mensaje central que usted quiere transmitir. Las canciones “Canta al Señor” y “El que lavó mis pies” que su tiempo interpretó Danilo Montero reflejan muy bien esto.

Canta al Señor

Mi Cristo, mi Rey, nadie es como tú
toda mi vida quiero exaltar,
las maravillas de tu amor
Consuelo, refugio,

Torre de fuerza y poder
todo mi ser, lo que yo soy
nunca deje de adorar

Coro:
/Canta al Señor toda la creación
honra, poder, majestad sean al Rey
montes caerán y el mar rugirá
al sonar de su nombre

Canto con gozo al mirar tu poder

por siempre yo te amaré y diré
incomparables promesas me das, Señor/

El que lavó mis pies

Con toda gloria y toda majestad
Diseñador del universo
Desde su trono eterno nos miró
y vino aquí como Cordero,

Entre nosotros quiso caminar
buscando al más necesitado
Hasta a un leproso pudo abrazar
llevó mi herida en su costado

Coro:
/El que lavó mis pies, siendo Rey
en su mesa en medio de comer
Me hizo caminar sobre el mar
el único que quiero adorar/
Etc.

d. Escoja el nombre tomándolo del verso final del coro.

Si después de revisar la letra no hay una frase que se repita por lo menos un par de veces o una que destaque del inicio de la estrofa o del coro, usted podría encontrar el título de la canción al final del coro. Si lo encuentra allí recuerde que dicha palabra o frase debe envolver el mensaje central de su letra. La canción “Te alabaré mi buen Jesús” de Danilo Montero y “Te pertenezco” de Abel Zavala son buenos ejemplos de ello.

Te alabaré mi buen Jesús

Eres tú la única razón
de mi adoración, oh Jesús
Eres tú la esperanza
que anhelé tener, oh Jesús!

Confié en ti me has ayudado
tu salvación me has regalado
hoy hay gozo en mi corazón
con mi canto te alabaré

Coro:
/Te alabaré, te glorificaré
te alabare mi buen Jesús/
Etc.

Te pertenezco

Muéstrame tu camino hoy Señor
Santifícame, dispuesto está mi corazón

Quiero ser una ofrenda para ti
Con mi forma de vivir
que tu reino venga a mí

Coro:

/Postrado en mi aposento
me encontraré contigo
Y en la intimidad me enseñarás
a tocar tu corazón

Mi vida en tu presencia
se ha vuelto la aventura que tanto soñé
he encontrado en ti la razón de mi existir
te pertenezco Señor/

Continúa…

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te podría interesar

Adorar con la mente, la adoración olvidada (Séptima parte)

Espero que a esta altura hayas comprendido que